¿Pero cómo no me va a gustar el teatro?

Tuve la suerte de ver dos actuaciones en directo: Sit y Garritck. Ne me acuerdo de todo lo que hicieron durante las dos horas que las luces estuvieron apagadas. Lo que sí recuerdo con total claridad, fue de que no paré de reír ni un instante y la butaca se me quedaba pequeña, dados loos ataques incontrolados de risa.

Dirán: eso es bueno ¿no?

Diré: Es mejor.

Aquí dejo 10 minutos de risas… específicamente recomendado para ociosos y deprimidos.

Ya nos pondremos serios otro día. Creo que para un viernes y para recuperarnos de tantas y tan espesas digresiones vistas hasta ahora, este vídeo de Tricicle va a venir genial.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s