La cena de los idiotas

En 1997 hicieron la versión cinematográfica de la obra teatral escrita por el mismo director, Francis Veber. El argumento es tan sencillo como divertido: un grupo de listos burgueses (utilizo “burgueses”, porque tampoco es que sean de la clase alta, sino media-alta) quedan todas las semanas para cenar llevando un idiota consigo, con el fin de reírse de ellos. Thierry Lermitte interpreta a Pierre Brochant, el listo protagonista, y su idiota, François Pignon, está interpretado por Jacques Villeret.

El quid de la película es que Brochant sufre de lumbalgia y, pese a que intenta seguir adelante con la cena, la noche se estropea más a medida que su mujer lo abandona y Pignon no hace sino incrementarle el dolor de espalda y empeorar la situación (siempre de buena fe, el pobret).

En esta escena divertidísima, Brochant le pide a Pignon, quien insiste encarecidamente en ayudarle de algún modo, que llame a un viejo amigo suyo Solo Leblanc (en francés Just Leblanc, pero lo han traducido por la coña obvia) para preguntarle si sabe dónde está su esposa. La cosa es que Cristine, que así se llama la mujer, dejó a Solo por Brochant…

También hay por ahí una amante… es todo de lo más enredado, al más puro estilo teatral.

Se supone que la obra es una crítica a la crueldad de Brochant para con el idiota de Pignon, pero es que conforme avanza esta nosotros no podemos parar de reír de las que arma el pobre idiota y a pensar que Brochant no es sino la víctima y no al revés. Eso ya queda al juicio de cada uno. Espero que os guste. ^_^

4 comentarios sobre “La cena de los idiotas

  1. Esta pelicula no es buena, es genial.
    Cuando la vi no pude parar de reirme desde principio a fin, y aunque pasen los años por ella siendo siendo la mejor.
    Puede que hayan hecho hace poco una version americana basada en la misma, pero estoy seguro de que no le llega ni a la suela de los palillos

    Me gusta

  2. jajajaja, he pillado lo de los palillos! y por supuesto que la francesa le dará cien patadas: para empezar es la original, y los franceses son geniales (no lo digáis muy alto, que se lo creen) y hacen comedias muy buenas sin necesidad de copiar porque andan escasos de ideas… además que Thierry Lermitte está para comérselo… *_*

    Me gusta

    1. Lermitte es el idiota, no? XD

      Pfff…. no haran tantas cosas buenas los franceses. Lo unico bueno es el pan, el queso y Napoleon Bonaparte, por lo demas… gabachos

      Me gusta

      1. A ver… que tienen su ego grande como ninguno… sí… pero también será por algo: que ellos lo saben y nosotros también.
        Que tienen los quesos, el croq-monsieur, los crêpes, los grandes boulevares, el idioma flemático pero sensual, y una gran historia (entre la que se encuentra, por supuesto, nuestro bajito favorito).
        Además las pelis francesas que he visto, hasta ahora, me han gustado todas… También tienen una gran, prolífica y estupenda literatura (y solo estoy pensando en la romántica, realista y naturalista del XIX, en la que me pierdo… como me de un día por salir de ahí XD) y buen arte, con naturalismos, impresionismos y avant-gardes, y luego tienen grandes pensadores y lingüistas… Barthes se sale, espero escribir algún día críticas como sus mitologías…
        jolin Rafa, no te rayes ni te pongas envidioso! Que los franceses molan!!
        Y por cierto – casualidades de la vida -, ahora estoy escuchando a Yann Tiersen, que es francés!! jajajaja

        Me gusta

Responder a anabelprieto Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s